El sistema articular

El sistema articular. Las articulaciones.

El cuerpo humano es una complicada estructura de más de 200 huesos, un centenar de articulaciones y más de 650 músculos actuando coordinadamente.

Gracias a la colaboración entre huesos y músculos, el cuerpo humano puede mantener su postura, puede desplazarse y realizar múltiples acciones.

Concretamente una articulación es un área del cuerpo donde dos o más huesos se unen con la ayuda de músculos, tendones, ligamentos y cartílagos.



La artritis es una patología reumática que significa literalmente inflamación de las articulaciones, existen más de 100 tipos diferentes, pero la más común es la osteoartritis. La osteoartritis, artrosis o osteoartrosis afecta en España al 14,8% de la población.

La artrosis se caracteriza por la pérdida gradual de cartílago y puede llegar a afectar a toda la articulación. Las articulaciones más afectadas son las manos, las rodillas y las caderas.

Factores de riesgo

Existen dos tipos de factores de riesgo que pueden acelerar los mecanismos de degradación del cartílago, los modificables y los no modificables.

Factores no modificables:
  • Edad: relación entre el envejecimiento y el desgaste articular.
  • Sexo: pasados los 50 años las mujeres tienen más incidencia que los hombres.
  • Genética: muchos genes han sido relacionados con la artrosis, incluso se han detectado genes específicos de determinadas articulaciones.

Factores modificables:
  • Profesión: trabajos que requieren un uso prolongado y repetitivo de las articulaciones.
  • Obesidad: numerosos estudios relacionan el peso con la artrosis tanto en su aparición como en la progresión.
  • Dieta: dietas bajas en vitamina C y D aumentan el riesgo de padecer osteoartritis.
  • Densidad ósea: es importante mantener una dieta rica en calcio y vitamina D para mantener los huesos fuertes y prevenir así una posible osteoartritis.
  • Alineación articular: mantener una postura correcta para evitar que las articulaciones se sobrecarguen.
  • Traumatismo: una lesión durante la juventud aumenta el riesgo de artrosis.
  • Musculatura: la debilidad de los músculos es un factor de riesgo.
En el próximo artículo en el blog, os daremos una serie de consejos para mejorar el bienestar articular.

Te animamos a compartir este artículo con tus amigos, en las redes sociales. Recomienda Salud. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario